El programa de EITB1 “Atera kontuak” visita el Restaurante Aitzgorri para degustar los guisantes de lágrima.

El programa de EITB1 “Atera kontuak” visita el Restaurante Aitzgorri para degustar los guisantes de lágrima.

El programa de EITB1 “Atera kontuak” visita el Restaurante Aitzgorri para degustar los guisantes de lágrima.

Gastronomía

Los Guisantes de Lágrima es una variedad de guisante que crece en una determinada zona de la costa guipuzcoana, concretamente en el área de Zarautz y Getaria. Un producto de nuestra tierra muy valorado en el mundo gastronómico y por el que se pueden llegar a pagar 350€ por kilogramo.



En el Restaurante Aitzgorri del barrio de Gros de Donostia-San Sebastián no necesitan pagar esa cantidad por los guisantes de lágrima porque los cultivan ellos mismos. Disponen de una huerta en Zarautz de la cual se nutren de muchas verduras para la elaboración de sus platos. Es su despensa natural. Al lugar donde nacen muchos de los platos que se encuentran en su carta o menú.



Los Guisantes de lágrima es un plato muy apreciado por los clientes del Aitzgorri, aunque la pena es que solo se puede degustar en primavera, hasta el mes de junio. Es lo que manda la naturaleza, y como es sabia, en el Aitzgorri saben que nadie mejor que ella para saber cuándo una verdura o fruto es apto para su recolección.



Recientemente, el programa “Atera kontuak” de EITB1 mostró un gran interés por conocer más de cerca esta variedad del guisante y decidió visitar el Restaurante Aitzgorri del barrio de Gros de Donostia-San Sebastián. Lo hizo a través de la periodista Jaione Carpintero, quien entró hasta la cocina del Aitzgorri, literalmente hablando para ver de cerca cómo preparan los Guisantes de Lágrima los cocineros del Aitzgorri.



El jefe de cocina Joxe Mari Alduntzi hizo las labores de anfitrión, incorporando a Jaione como aprendiz de cocinera por unas horas. Allí, el cocinero explicó cuál es la característica principal del Guisante de Lágrima. Esta variedad destaca por expulsar un delicioso jugo al ser masticada y que perdura por unos segundos en la boca. El guisante de lágrima es pequeño, pero grande en sabor. La periodista hizo la prueba con un guisante en crudo y pudo degustar de primera mano esa pequeña explosión de sabor.



Pero esto es sólo un pequeño aperitivo. Un pequeño “pintxo” de Guisante de Lágrima, porque lo bueno de verdad estaba por venir. Joxe Mari Alduntzi preparó un delicioso plato de Guisantes de Lágrima con huevo, que estaba para chuparse los dedos.



www.restauranteaitzgorri.com



Calle Usandizaga 20 (Barrio de Gros) Donostia-San Sebastián

Restaurante AitzgorriEl programa de EITB1 “Atera kontuak” visita el Restaurante Aitzgorri para degustar los guisantes de lágrima.
posicionamiento en buscadores
Vive Sex Shop - Tienda online de Juguetes eróticos