La salubridad de los espacios y los materiales naturales, olvidados de la arquitectura sostenible según Sto

La salubridad de los espacios y los materiales naturales, olvidados de la arquitectura sostenible según Sto

La salubridad de los espacios y los materiales naturales, olvidados de la arquitectura sostenible según Sto

Negocios

El 54% de la población mundial vive actualmente en zonas urbanas. Una cifra que, según el informe sobre Desarrollo Urbano del Banco Mundial, se incrementará hasta llegar a 6.000 millones de personas en 2045.

Esta urbanización está trayendo consigo enormes desafíos. Entre ellos, el empeoramiento de la contaminación por el aumento de emisiones, el deterioro de las infraestructuras y el aumento de la generación de residuos constructivos, con su consiguiente dificultad de reutilización o reciclaje. De ahí que el concepto de ciudad sostenible haya cogido más fuerza que nunca, tanto desde el punto de vista de la construcción, como desde el enfoque del uso eficiente de los recursos, el progreso social, el crecimiento económico estable y la erradicación de la pobreza.

Pero ¿cómo se 'construye' una ciudad sostenible? Los expertos de Sto, compañía alemana especializada en la elaboración de soluciones y elementos constructivos para la edificación sostenible e innovadora, explican las principales premisas a tener en cuenta:

¿Dónde se está construyendo? Se habla de ciudades sostenibles de una forma muy global, y lo cierto es que no hay una definición cerrada de las pautas que deben seguirse para conseguir esta premisa. Dependerá del tipo de edificación del que se trate y del país del que se esté hablando. Así, la sostenibilidad de las ciudades se enfocará de diferente manera si se está en España, en Chile o en Estados Unidos.

El ahorro de energía es un elemento importante, pero no el único. La eficiencia energética es uno de los elementos más importantes de la sostenibilidad, pero no el único. Normalmente, cuando se usa este concepto se habla de ciudades que consuman poca energía, de edificios con altos niveles de aislamiento o de la promoción de instalaciones que busquen el ahorro (calderas de bajo consumo, iluminación led, integración de energías renovables para la producción de electricidad, etc.). Muy pocas veces se habla de ambientes saludables, del uso de materiales naturales, con bajo contenido de carbono o reciclados, de la adecuada elección de procesos constructivos, de hábitos de conducta adecuados o de cambios en la usabilidad de los edificios con el objeto de incrementar su vida útil.

Normativas que entiendan bien qué es 'sostenibilidad'. Aunque las pautas que deben seguirse variarán, han de tenerse en cuenta todas las variables que engloban este concepto. En España, por ejemplo, hace poco se ha hecho una propuesta de modificación del documento de energía y salubridad del código técnico en materia de construcción, incluyéndose en el concepto de sostenibilidad el punto de vista de la salud. De este modo, ahora se empieza tener en cuenta que los edificios dispongan de un ambiente salubre, sin posibilidad de proliferación de moho, algo que la normativa no recogía, permitiendo edificar con puentes térmicos.

Inversión en I+D+I. La investigación está ayudando enormemente a la sostenibilidad en la construcción mediante la creación de nuevos productos innovadores, que permiten sustituir los aditivos químicos por otros basados en componentes naturales, la instalación de sistemas que hagan uso de energías renovables, la optimización del aislamiento térmico, la puesta en marcha de nuevas modalidades de producción, etc.

La rehabilitación, también sostenible. Construir de forma sostenible no solo afecta a la obra nueva, también a la rehabilitación. Cuando se habla de este concepto, hay dos vías de actuación: quitarlo todo o trabajar encima. Si se quiere ser sostenible, el camino estará en destruir lo mínimo posible para no toparse con la dificultad de no poder reciclar ciertos materiales por problemas de procesamiento.

El punto de vista económico también influye. Para evitar que la búsqueda de ciudades sostenibles desemboque en urbes imposibles de gestionar económicamente, han surgido numerosos estándares constructivos que, aparte de analizar el gasto energético, la huella de carbono o el origen de los materiales, realizan valoraciones económicas para que este gasto no sea excesivo. Ahora mismo, es muy difícil cumplir con todas estas variables y, si no se hace bien, se corre el riesgo de incumplir con la optimización económica de los recursos, uno de los pilares de la sostenibilidad.

La promoción del conocimiento y la educación. Tres de los hándicaps constructivos a los que se enfrenta la ciudad sostenible son que se trata de una actividad multidisciplinar que requiere de modelos empresariales específicos, de conocimientos especializados a nivel conceptual y técnico y de nuevos perfiles profesionales específicos. Aquí la formación y la educación juegan un papel crucial. Por otro lado, estaría la falta de concienciación de la sociedad en general, que hay que trabajar promoviendo la idea del cuidado del entorno y de las ventajas de hacerlo: reducción del gasto energético de vivienda, mejora del confort y de la salud, optimización del entorno urbano en el que se vive, aumento del valor patrimonial de las propiedades etc.

Sto, con el V Congreso Internacional de Arquitectura y Sociedad
Comprometido con el nuevo concepto de ciudad y siempre buscando adherirse a todas aquellas iniciativas que promuevan una edificación comprometida con el entorno, Sto dará apoyo este año al V Congreso Internacional Arquitectura y Sociedad, evento insignia del sector que, bajo el lema ‘Menos arquitectura, más ciudad’, abordará los próximos 13 y 14 de junio en Pamplona el urbanismo desde dimensiones como la ecología, la movilidad sostenible o la humanización de los espacios públicos. La compañía alemana ha permitido, además, que 20 arquitectos del COAVN puedan asistir al encuentro mediante un sorteo de becas.

Escritores como Eduardo Mendoza y Leonardo Padura; el director del Design Musseum de Londres, Deyan Sudjic; arquitectos de renombre como Dominique Perrault, Farshid Moussavi o Jaime Lerner, así como personalidades institucionales tales como la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, o el ex Director Ejecutivo del Programa de Naciones Unidas para los Asentamientos Humanos (ONU-HABITAT), Joan Clos, participarán en el evento. El rey Felipe VI será el encargado de la inauguración.

Fuente Comunicae

ComunicaeLa salubridad de los espacios y los materiales naturales, olvidados de la arquitectura sostenible según Sto
posicionamiento en buscadores