Los megacamiones se abren paso por las carreteras españolas

Los megacamiones se abren paso por las carreteras españolas

Los megacamiones se abren paso por las carreteras españolas

Camiones

A finales del año 2015, el Boletín Oficial del Estado (BOE) publicó una norma que permite que los megacamiones (camiones de 60 toneladas de masa máxima autorizada y unos 25,25 metros de longitud) puedan circular legalmente por las carreteras españolas para mejorar la gestión de transporte. Este tipo de camiones se caracterizan por tener más de seis líneas de ejes y tienen prohibido su circulación cuando se trate de transportar mercancías peligrosas por carretera.

Algunos estudios realizados y recogidos en los documentos de la Comisión Europea, prevén que la introducción de megacamiones va a ser muy positiva, ya que va a favorecer a la competitividad y eficiencia para las empresas que demandan el transporte y para las propias empresas transportistas, ya que estas últimas van a poder llevar a cabo una mejor gestión de flotas. En términos generales se va a obtener un beneficio superior a los 650 millones de euros anuales para la sociedad española (teniendo en cuenta que el vehículo deberá poseer una categoría medioambiental Euro, y deberá de tener una serie de elementos de seguridad), en función de reducciones de emisiones de C02, de los gases contaminantes, ahorro energético, entre otras. Además, se espera una disminución del precio tonelada/km transportada en un 20% y que los megacamiones lleguen a ocupar el 20% de vehículos de transporte de mercancías por carretera, lo que supone un ahorro de casi 125 millones de euros al año. Son numerosas las empresas que poseen algún tipo de software de gestión de flotas para tener un mejor control de sus vehículos y mejorar su productividad.

Uno de los objetivos que se pretende conseguir con la incorporación de los megacamiones en las carreteras Españolas, es mejorar la logística y la gestión de transporte terrestre. Se espera una reducción de costes entre un 10% y un 45% para los trayectos que aprovisionan a las empresas o fábricas desde los proveedores localizados en los alrededores.

Es necesario poseer una autorización tramitada por el órgano competente en materia de tráfico, que evaluará las posibles repercusiones que van a tener este tipo de vehículos en el tráfico y en la seguridad vial. Por otro lado, solamente se permite a los megacamiones la circulación por carreteras convencionales siempre que el trayecto no exceda los 50 km (sea como consecuencia de que se realiza el inicio o destino del viaje).

Otra norma establecida para estos tipos de vehículos va a ser la velocidad máxima permita, la cual será la misma que tienen los vehículos de transporte pesado (80km/h en carreteras convencionales y 90km/h en autopistas y autovías). Por último, los megacamiones deberán de poseer un sistema de señalización de advertencia, como por ejemplo señales luminosas y deberán de portar una señal de vehículo largo en la parte posterior identificando su mayor dimensión “XL”.

NovatransLos megacamiones se abren paso por las carreteras españolas
posicionamiento en buscadores