Consejos para planificar una reforma

Consejos para planificar una reforma

Consejos para planificar una reforma

Inmobiliaria

Queremos dejarte algunos consejos para planificar una reforma. Por dónde debes comenzar y qué tienes que hacer para alcanzar tus expectativas sin que las obras se conviertan en una preocupación.



Define objetivos y presupuesto



Siempre que vayas a hacer una reforma, sea parcial o integral, hay dos aspectos que tienes que fijar desde el principio. ¿Qué quieres hacer? y ¿cuánto dinero tienes para hacerlo? Las respuestas a estas dos preguntas trazarán un camino para comenzar las obras.



Evalúa cuáles son tus necesidades, puedes comenzar haciendo una lista con las modificaciones que quieres hacer y ordénalas según la prioridad que tengan. Al mismo tiempo trabaja en el presupuesto con el que cuentas para la reforma.



Conociendo de cuánto dinero dispones, puedes definir el alcance de la reforma.



Asegúrate de calcular un presupuesto realista, con un margen de acción para los imprevistos que surjan durante las obras. Estos son comunes y es mejor no arriesgarte a que el presupuesto final suba.



Delimitar los cambios y actuar según el proyecto inicial evitará que tengas que gastar más dinero del que tienes previsto. Aparte, las modificaciones tenderán a aumentar el tiempo de entrega.



Consejos para planificar una reforma



Además de definir el proyecto y el presupuesto que tienes, hay otras acciones que te darán más tranquilidad durante todo el proceso.



Apóyate en un arquitecto para planificar



Hay casos en los que por ley tienes que contratar un arquitecto que se encargue de elaborar el proyecto y hacer seguimiento a las obras. Sin embargo, aunque sea una reforma sencilla y no sea obligatorio, es conveniente que te apoyes en un estudio de arquitectura.



Un arquitecto te asesorará sobre los aspectos técnicos y administrativos de la reforma.



También tienen una mejor percepción del espacio, lo que te permitirá planificar mejor la distribución de la vivienda. Asimismo, te ayudará a elegir los materiales.



Incluso, los conocimientos del arquitecto podrían ayudarte a hacer todos los cambios que deseas, ajustando el presupuesto.



Aunque en principio pareciera que contratarlo aumentará el presupuesto, al final puedes terminar ahorrando dinero.



Comunica lo que quieres hacer a la empresa



Habla con la empresa que contrates y explica cuáles son los cambios qué quieres hacer. Deja claro cuáles son tus prioridades y apégate a ellas. Un punto importante es evitar hacer cambios sobre la marcha.



Si te sales de la planificación inicial interrumpes el trabajo y puedes terminar gastando más dinero del que tienes previsto.



Asegúrate de tener todos los permisos



Para iniciar los trabajos de reformas debes tramitar los permisos y licencias que exige el ayuntamiento. Si no lo haces puedes enfrentar problemas serios más adelante.



Esta es otra razón para contratar a un arquitecto, ya que estos profesionales están familiarizados con todas las licencias que necesitas y te ayudarán a tramitarlas.



No olvides comunicar también a los vecinos sobre los trabajos que vas a realizar para evitar molestias.



Recurre a las subvenciones



Las comunidades ofrecen distintos tipos de subvenciones para las reformas, estas son de gran ayuda para llevar adelante las obras. Sin embargo, no siempre se acude a estas ayudas por desconocimiento.



Averigua qué tipo de subvenciones están disponibles en tu comunidad y si se ajustan a la reforma que deseas.



Sigue estos consejos para planificar una reforma y disfruta del proceso. Como arquitectos, estamos te ofrecemos nuestros servicios para ayudarte durante la reforma.

Teat GuadalajaraConsejos para planificar una reforma
posicionamiento en buscadores